“No hay problemas de gobernabilidad”

Los hechos de Acajete, donde pobladores se enfrentaron con militares; así como el lanzamiento de la granada contra la presidencia municipal de Tochtepec, no han provocado problemas de gobernabilidad en el estado de Puebla, aseguró el secretario de Gobernación estatal, Fernando Manzanilla Prieto.

Explicó que los sucesos de este lunes por la noche y otros en diferentes zonas del estado, no se tratan de nada que vulnere la gobernabilidad sino al revés, es una respuesta de las fuerzas de seguridad.

En el caso específico de Acajete, destacó, básicamente el ejército mexicano y la guardia nacional vienen conteniendo un poco las agresiones de la gente pero no se tienen situaciones complicadas. “No hay heridos, ni muertos, están las cosas bien, tranquilas”, aclaró.

Expuso que en dicho municipio se estaba resguardando un predio; aunque, reconoció, son zonas donde se dejó crecer los grupos delincuenciales particularmente dedicados al huachicol, “entonces no se está lidiando con pobladores normales, se está lidiando en muchos casos con grupos delincuenciales que alientan o que tienen gente, digamos, pagada que también alienta el desorden, supongo que ellos tienen un interés particular en ese predio”

A pregunta expresa si el tema de Acajete como el de Tochtepec no son alarmantes, Manzanilla admitió que tienen retos en muchas zonas del estado, pues éste se descompuso a lo largo de varios años de descuido, y se está trabajando en eso, “no hay ningún riesgo en esa zona, no paso a más, no hay problemas de gobernabilidad”.

Recordó que los grupos delincuenciales eran inexistentes a lo mejor hasta hace unos cuatro o cinco años, hoy en día está plagado el estado, en muchas zonas de ellos y hay que irlos desarticulando, desactivando, desapareciendo.

Lo anterior se llevará su tiempo, consideró, ir desarticulando y restablecer el orden y la paz en Puebla, pues esto no sucedió de un día a otro, sino fue producto de un descuido de años.

Finalmente opinó, lo que se tiene que hacer es ir reconstruyendo el tejido social, tener instituciones fuertes, restablecer el orden y desarticular las bandas, “no puedes pactar con el crimen, nunca”.