Corrige el Cabildo de Izúcar de Matamoros omisión histórica: a partir de hoy cuenta con reglamento interno

En un hecho histórico, a partir de este día el Cabildo de Izúcar de Matamoros cuenta con un reglamento interno que regirán las sesiones ordinarias, extraordinarias y solemnes, así como la función, participación, derechos y obligaciones de las y los regidores, de la Secretaría del Ayuntamiento, de la Sindicatura así como de la Presidencia Municipal.

El nuevo reglamento de Cabildo fue aprobado con el voto a favor de 8 representantes populares, siendo estos: la Presidenta Municipal, Irene Olea Torres, el Síndico Municipal, Omar Flores Vázquez así como de las regidoras: Arely Fernandez de la Cruz, María del Rosario Huerta Sánchez, Blanca Estela Larios Avila, Yessenia Delgado Martinez, Danae Nizarindani Domínguez Cruz, y Ángela Sevilla Ramírez, lo que refleja un consenso democrático de las distintas voces representadas en el Cabildo, por lo que desde ahora regirá la vida edilicia de Izúcar, tanto en esta como en las siguientes administraciones municipales.

En el uso de la voz, Omar Flores Vázquez, síndico municipal, y tras un análisis al documento que propusieron 7 miembros del Cabildo, aseguró que el reglamento está armonizado con la Ley Orgánica Municipal, la Constitución Federal y particular del Estado.

En el documento, se crean comisiones de trabajo para las diferentes regidurías lo que dará certidumbre y transparencia en cuanto al análisis, revisión y propuestas de los diferentes reglamentos municipales. Lo anterior, en aras de garantizar e incrementar la productividad legislativa al interior del Cabildo.

Paradójicamente, el Cabildo izucarense era de los pocos que en el estado de Puebla que operaba sin un reglamento, a pesar de que es el máximo órgano de gobierno y su labor es justamente la revisión y propuesta de todos los reglamentos que aplican para nuestro municipio.

En las diferentes comisiones de trabajo que se crearán, los reglamentos municipales tendrán un espacio de análisis y discusión, así como de mejora continua en favor de facilitar a los ciudadanos acceso a los servicios, derechos y obligaciones municipales, y se vuelve de carácter obligatorio la asistencia de las y los regidores a las mesas de trabajo en la materia y sesiones de comisión.

De esta manera, hoy se corrigió esta omisión histórica y el reglamento, integrado por un centenar de artículos, para que las y los ciudadanos tengan certeza del trabajo que realizan sus representantes electos.