Ve César Morales garantizado su triunfo, a pesar de la “guerra sucia”

El candidato a diputado de RSP por el Distrito 10 Local asegura que Morena ha intentado comprar a brigadistas y votos

La campaña en el Distrito 10 Local de Puebla ha estado marcada por la guerra sucia y ataques, denunció César Morales Romero, candidato de Redes Sociales Progresistas (RSP) a diputado local, quien aseguró que “las coaliciones del PRIAN y Morena están comprando votos y haciendo uso de los programas sociales”.

Explicó que los habitantes de las colonias San José los Cerritos, La Condesa, Nueva 13 de Abril, Miravalle, Santa Bárbara, Rosa del Tepeyac y la cabecera de la Junta Auxiliar de San Pablo Xochimehuacán, denunciaron que inspectores del ayuntamiento los amenazaron con retirarles el programa de escrituración si apoyaban a otros candidatos que no fueran de Morena.

César Morales dijo que además muchas de sus bardas fueron manchadas y retiraron prácticamente todos los días la publicidad que él junto con su equipo de campaña colocaba en los hogares donde se sumaron a su causa con miras a la elección del 6 de junio.

“Soy el candidato más fuerte, el candidato a vencer, el candidato al que le han hecho guerra sucia. El manchado de bardas continúa, siguen arrancando mi publicidad, pero si piensan que con eso nos van a frenar están muy equivocados”, expresó ante vecinos de la colonia Roma, donde es oriundo.

Morales Romero atribuyó los ataques contra su campaña a la ventaja que tiene sobre los candidatos de las coaliciones del PRI y el PAN, así como la conformada por Morena con el Partido del Trabajo e incluso, dijo, le ofrecieron todo tipo de apoyos a cambio de que declinara por los proyectos políticos de sus adversarios.

“He recibido propuestas de otros actores políticos, de adversarios, ofreciendo apoyo de todo tipo, pero yo lo he rechazado, porque el compromiso es con la sociedad, no quiero llegar atado, yo voy a ser un diputado libre, no quiero ser un diputado con dueño” afirmó el aspirante progresista.

César Morales dijo que confía en el trabajo que ha realizado durante años en las colonias que conforman el Distrito 10 y que está convencido que, “pese a las presiones e intimidaciones, los ciudadanos saldrán a votar por las personas, antes que por los partidos, lo que le da oportunidad a verdaderos ciudadanos llegar al poder para demostrar que si se pueden hacer bien las cosas”.